En Vivo

Un loco que cambió la historia

En la cuarta entrega de este ciclo Juan Di Natale presentó un informe sobre una de las personas que más influyó en la transformación tecnológicas de los últimos años.

Compartir

Junto a Juan Di Natale seguimos el camino que rescata contenidos en los cuales las imágenes tuvieron protagonismo.
Y si se hace foco en el impacto de la imagen, el cine, la televisión e Internet como soportes, no podemos dejar de presentar a Steve Jobs uno de los principales propulsores, teniendo en cuenta su incidencia en las transformaciones sociales, en la forma de sentir, pensar y actuar en sociedad, a través de la tecnología.
Jobs, fue un empresario y magnate de los negocios del sector informático y de la industria del entretenimiento estadounidense. Fue cofundador y presidente ejecutivo de Apple y máximo accionista individual de The Walt Disney Company.

Además, durante el programa pudimos disfrutar de la presentación de Elton John en Central Park, a metros de la casa de John Lennon, en la que interpretó “Imagine”.

Recordamos al gran Tato Bores con un fragmento de su programa de humor en el que en base a la ironía y el sarcasmo realiza un análisis de la Televisión.

Recordamos a Jheronimus van Aken conocido como el Bosco, un pintor nacido en los Países Bajos, autor de una obra excepcional tanto por la extraordinaria inventiva de sus figuraciones y los asuntos tratados como por su técnica, al que Erwin Panofsky calificó como artista «lejano e inaccesible» dentro de la tradición de la pintura flamenca a la que pertenece.

Y viajamos en el tiempo y presentamos un informe de La cueva de Altamira, una cavidad natural en la roca en la que se conserva uno de los ciclos pictóricos y artísticos más importantes de la prehistoria, situada en el municipio español de Santillana del Mar, Cantabria. Las pinturas y grabados de la cueva pertenecen a los períodos Magdaleniense y Solutrense principalmente y, algunos otros, al Gravetiense3 y al comienzo del Auriñaciense.El estilo de gran parte de sus obras se enmarca en la denominada «escuela franco-cantábrica», caracterizada por el realismo de las figuras representadas. Contiene pinturas polícromas, grabados, pinturas negras, rojas y ocres.

La era de la imagen

Ver más