En Vivo

Estados Unidos `94: cuando a Diego le cortaron las piernas

El mismo año del Pacto de Olivos y el atentado a la AMIA, Maradona jugó en Norteamérica su último Mundial, un recuerdo triste en la historia emotiva del fútbol argentino.

Compartir

 

La pelota mundialista sigue rodando y llega, en 1994, a Estados Unidos. Argentina llega con un equipazo -en el que brillaban Redondo, Batistuta, Caniggia y, por supuesto, Maradona- que sin embargo la había pasado mal en la previa. La Selección había sufrido una de las derrotas más humillantes de su historia: el famoso 0-5 contra Colombia en el Monumental y con Diego en la tribuna. El 10 volvería para el repechaje contra Australia y llegaría en gran forma para el Mundial. Mientras tanto, en nuestro país se firmaba el Pacto de Olivos para reformar la Constitución y habilitar la reelección presidencial.

Diego Armando Maradona no pasó inadvertido en ninguna de las cuatro Copas del Mundo de las que participó. Cada Mundial fue, para el 10, un cúmulo de momentos imborrables, de los dulces y los amargos. En el `82 decepcionó y se fue expulsado por una brutal patada contra Brasil; en el `86 deslumbró al mundo y le dio a Argentina su segundo título; en el `90 dejó todo, con un tobillo roto, y sólo cayó doblegado en la final contra Alemania; el del `94 fue el último, y ahí Diego también hizo historia. Porque a tres meses del Mundial Maradona pesaba 104 kilos, pero llegó al primer partido con 74. Porque en la cancha voló, jugó e hizo jugar al equipo y porque nos legó un golazo contra Grecia. Y porque el positivo de efedrina en el control antidoping significó tanto el fin del Mundial tanto para él como para Argentina; el equipo nunca pudo recomponerse de su exclusión.

Junto al Rifle Varela y Marcelo Larraquy recorremos la Copa del Mundo de Estados Unidos 1994 y, como siempre, los hechos extrafutbolísticos más relevantes de ese año, como el atentado a la AMIA perpetrado un día después de la final del Mundial. En lo futbolístico, repasamos el camino de Argentina en un torneo que tuvo una final deslucida y definida por penales en favor de Brasil sobre Italia y, junto a Fernando Signorini, preparador físico de Maradona en su puesta a punto para el torneo, recordamos los difíciles momentos en que Diego pronunció una frase inmortal: “me cortaron las piernas”.

Partidos mundiales

Ver más